Para el lanzamiento del libro, hice
muchos alfajores de maicena donde solo ocupaba yemas de huevo, por lo que
decidí hacer estos financiers de zanahorias para usar las claras. Me encantan
estos quequitos franceses ya que son húmedos y livianos a la vez. No son muy
dulces, por lo que creo que son de gusto de mayores, aunque a mis niños le encantaron.
Yo tengo unos moldes especiales para este tipo de quequitos pero uds. pueden
usar molde de muffins.

FINANCIERS DE ZANAHORIAS
12 quequitos
·       
6 claras
·       
160 gr de azúcar en polvo
(azúcar flor)
·       
100 gr de harina de
almendras
·       
120 gr de harina todo uso
·       
½ cucharadita de canela en
polvo
·       
1 taza de zanahoria
rallada fina
·       
180 gr de mantequilla a
temp. ambiente
·       
2 a 3 cucharadas de
almendras laminadas
·       
2 cucharadas de azúcar rubia,
azúcar mezclada con canela o mix dulce que venden en los supermercados
Calentar el horno a 170C. Mantequillar
12 moldes de financiers o 12 moldes de quequitos; reservar.
Poner la mantequilla en una olla y
calentar hasta que esté derretida. Seguir cocinando hasta que la mantequilla se
empiece a dorar (pequeños puntos más oscuro, como cuando uno hace mantequilla
“negra”) y suelta un olor a frutos secos. Sacar del fuego y dejar enfriar.
Poner las claras en un bol y con un
batidor de mano batir las claras hasta que estén espumosas, agregar ambas
harinas, canela y revolver hasta integrar bien. Agregar las zanahorias ralladas
y luego la mantequilla derretida; revolver bien hasta tener una mezcla
homogénea.

Dividir la mezcla preparada entre los
moldes previamente  mantequillados, deben
quedar llenos a ¾ de su capacidad. Espolvorear con las almendras laminadas y la
mezcla de azúcar/canela.

Hornear por 20 minutos o hasta que
hayan subido, estén levemente dorados y hasta que al meter un palito al medio
de uno, éste salda seco. Dejar reposar unos 5 minutos y desmoldar. Servir
espolvoreados de azúcar si lo desean.