Creo que no hay mayor satisfacción que
preparar pan en la casa, por lo menos para mí. Ver cómo cambia la masa al
amasarla es energizante y además de pienso que ayuda a compartir el estrés.  Por otro lado, llena de un olor exquisito
toda la casa que cuesta resistirse de comérselo recién salido del horno. Les
puede servir para un aperitivo acompañando quesos o bien para hacer unos ricos
sanguches.
Este pan me cautivo en todos los
sentidos, me encantó el color medio rojizo que le dio las betarragas y el sabor
es increíble. La receta la adapté de uno de mis libros favoritos “Mis sabores
preferidos” de Juliana López May.
PAN DE BETARRAGA
Para la esponja
·       
½ taza de agua tibia
·       
20 gr de levadura fresca
·       
½ taza de harina
Para la masa
·       
500 gr de harina
·       
1 ½ cucharadita de sal
·       
2 cucharadas de aceite de
oliva
·       
1 betarraga rallada (la mía
era grande)
·       
1 cucharada de tomillo
fresco
·       
1 ¼ taza de agua tibia
Para la esponja, poner todos los
ingredientes en un bol. Revolver y dejar reposar en un lugar tibio por 30
minutos.
Para la masa, poner la harina en un
bol grande. Espolvorear la sal por los bordes de la harina. Hacer un hueco en
el centro de la harina, y agregar en él la esponja, aceite, tomillo y betarraga
rallada. Ir uniendo los ingredientes con la harina. Agregar el agua suficiente
para hacer una masa blanda y levemente pegajosa. Pasar la masa a un mesón
levemente harinado y amasar la masa hasta que esté lisa y elástica. Poner la masa
en un bol levemente aceitado y dejar reposar (leudar) por 40 minutos o hasta
que la masa haya duplicado su volumen.
Calentar el horno a 190C. Poner una
bandeja en la parte baja del horno.

Sacar la masa del bol, desgasificar la
masa, darle forma redonda y poner sobre una bandeja levemente aceitado o con
silpat. Hacer dos pequeños cortes en cruz sobre la superficie del pan.
Espolvorear con tomillo y un poco de harina.  Meter el pan al horno, vaciar un vaso de agua
sobre la bandeja que habíamos puesto en el horno (para que de vapor) y hornear
el pan por 35 a 40 minutos o hasta que suene hueco al golpearlo. Dejar enfriar
y servir.