Desde que ví este postre en la portada de la última revista Donna Hay que recibí, sabía que lo tenía que hacer. Soy una adicta al chocolate y con esa capa de manjar o dulce de leche (otro ingrediente que me gusta mucho) era el paraíso para mí. No me equivoqué, este pudding es exquisito, sobre todo para esos días helados donde queremos algo calentito y rico, disfrutando cada cucharada.
PUDDING DE CHOCOLATE Y MANJAR (DULCE DE LECHE)
4 a 6 personas
·        380 gr de manjar o dulce de leche
·        ½ taza de leche
·        200 gr chocolate amargo, picado
·        60 gr mantequilla
·        3 huevos
·        ½ taza de azúcar rubia
·        1 cucharadita de vainilla
·        ½ taza de harina de almendras (o almendras bien molidas)
·        Cocoa para espolvorear
Calentar el horno a 200C.
Mezclar el manjar con la leche, revolver hasta tener una mezcla homogénea y luego dividir la mezcla en 4 o 6 potes que puedan ir al horno (la receta dice 4 potes de 1 ½ taza de capacidad, pero yo creo que sería mejor potes más pequeños).
Derretir el chocolate junto con la mantequilla a baño maría o en el microondas a potencia media. Reservar.
Batir los huevos con el azúcar por 10 minutos o hasta que la mezcla haya doblado su volumen. Envolver la mezcla de chocolate y la harina de almendras. Dividir esta mezcla entre los potes con el manjar. Poner sobre una bandeja de horno y hornear por 20 minutos o hasta que el pudding haya subido y el centro esté blandito aún. Esperar 5 minutos antes de servir.